| 2 DEJARON SU MANO AMIGA |

Algunas indicaciones para tener en cuenta !!

Convulsiones en un avión
Si el avión no está lleno, y si los apoyabrazos del asiento se pueden levantar, los pasajeros que se encuentran sentados a la izquierda y/o derecha de la persona afectada pueden ser asignados a otros asientos.
De este modo, la persona que sufre de un ataque puede ser recostada a lo largo de dos o más asientos, con la cabeza y el cuerpo inclinados sobre un costado.
Una vez que la persona ha recobrado el conocimiento por completo, se le puede ayudar a tomar una posición de descanso en uno de los asientos reclinables.
Si no hay asientos vacíos, el asiento en que la persona se encuentra puede reclinarse y, una vez que la fase de rigidez haya pasado, puede inclinarse a la persona suavemente sobre un costado, mientras permanece en el asiento.
Se pueden colocar almohadas o mantas para que la cabeza no golpee contra áreas del avión sin protección. Sin embargo, se debe tener cuidado al mover o sentar a la persona para que no se obstruyan sus vías respiratorias y su respiración fluya con facilidad.
Convulsiones en un autobús:

Ayude a la persona a recostarse a lo largo de un asiento doble o triple. Inclínela sobre un costado y
siga los pasos antes mencionados. Si la persona se ha recobrado completamente de un ataque y desea
permanecer en el autobús hasta su destino final, no hay razón alguna por la que no pueda hacerlo.

Aunque parezca serlo, un ataque convulsivo no complicado en alguien que sufre de epilepsia no es una emergencia médica. Éste termina naturalmente a los pocos minutos sin efectos adversos. En general, la
persona puede seguir haciendo sus cosas después de un período de descanso y tal vez sólo necesite un poco
de ayuda, o ninguna ayuda, para llegar a su casa.

NO se necesita llamar a una ambulancia
• Si la persona tiene un brazalete, collar o tarjeta de identificación que indique que tiene“epilepsia”
• Si el ataque termina en menos de cinco minutos,
• Si recobra el sentido sin más incidentes,
• Si no hay signos de lesión, trastornos físicos o embarazo.

se debe llamar a una ambulancia
• Si el ataque ocurre en el agua.
• Si la persona no tiene identificación médica y no hay manera de saber si el ataque es causado por la epilepsia.
• Si la persona está embarazada, lesionada o es diabética.
• Si el ataque dura más de cinco minutos.
• Si comienza un segundo ataque poco después de concluir el primero.
• Si la persona no comienza a recobrar el conocimiento después de que terminan los temblores.
Si la ambulancia llega después de que la persona haya recobrado el conocimiento, se le debe
preguntar si el ataque es asociado con la epilepsia y si desea recibir atención en la sala de emergencias.




La información publicada en este sitio tiene sólo fines informativo y no pretende ser interpretada como un consejo o indicación médica. La información presentada no debe considerarse completa y tampoco debe considerarse suficiente para iniciar un tratamiento médico. La información publicada no sustituye una visita, llamada o consulta con su médico especialista. Consulte siempre con su médico. 

2 DEJARON SU MANO AMIGA:

 
Ir Arriba